La electroestimulación integral (EMS) es un método de entrenamiento  de alta intensidad que usa una serie de impulsos eléctricos para crear contracciones musculares, logrando una activación de fibras musculares muy profunda y efectiva. Es un entrenamiento ACTIVO de 20’ de duración, que siempre se realiza bajo la instrucción y supervisión de un profesional. Los beneficios obtenidos respecto al tiempo invertido en entrenar, superarán todas tus expectativas.

La sensación que produce la electroestimulación empieza con un cosquilleo generalizado, cuya intensidad se verá incrementada sesión tras sesión, conforme el cuerpo se va adaptando a las sensaciones. A pesar del trabajo realizado en cada sesión, la fatiga muscular no se nota hasta que finaliza el entrenamiento y en los días posteriores. Al requerir entre dos y tres días de recuperación, no es recomendable realizar más de dos sesiones a la semana.

Nada que reservar ahora. Vuelve a intentarlo